El Lobby Andaluz.

Treinta y cada vez más años dan para el establecimiento de un régimen que puede y debe manejar a su antojo las políticas, para así pretender justificar la viabilidad del progreso derivado de la ideología de un mismo partido político.
Firmemente establecido en nuestra comunidad y habiendo demostrado sobradamente su consolidación, se halla el clientelismo estratégico socialista y, porque no decirlo, brillante, tanto que hace imposible a cualquier partido el acceso al poder de la junta de Andalucía.
Las competencias cedidas y propias del gobierno autonómico andaluz siguen provocando el constante cuestionamiento de sus políticas, pero ello no frena su acceso constante al poder.
Analizando de forma global su gestión, se hacen evidentes cuestiones que refrendan la idea de que es muy fácil hacer mejorar la situación solo empezando de cero a hacer política racional, algo que en Andalucía nunca han hecho ni gobierno ni oposición.
El PSOE andaluz es víctima de su propia historia, de hecho no pongo en duda que sus actuales responsables tengan la mejor de las intenciones a la hora de gobernar, pero si dudo de la idoneidad de continuar la gestión obviando la responsabilidad e intentando continuar la labor de quienes han establecido una auténtica red de favores en todo el tejido social y económico de nuestra comunidad.
Cuando un ejecutivo gobierna deficitariamente una comunidad, su sucesor ha de exigir responsabilidades y cambiar lo que se ha hecho mal, el continuismo vicia de por sí la legitimidad de los actuales gobernantes.
En Andalucía quienes han gobernado han cometido errores salvajes, unos por mal gestión y otros por lograr su perpetuación en el poder confirmando una impunidad propia de la irresponsabilidad política más sangrante. Lo realmente indignante no es que se hayan producido estas políticas, es que se continúe con la labor de quienes hoy tienen que explicar su gestión en los Tribunales.
No se pueden obviar las leyes capitalistas de oferta y demanda para dar una explicación plausible a nuestra situación actual. Es tan simple como que para que haya oferta ha de existir demanda. Muchos andaluces se han establecido muy cómodamente en el rol de víctimas que les garantiza una tutela tanto de sus gobernantes autonómicos como nacionales.
Un estudio social arroja datos llamativos de la salvaje mayoría ciudadana marginada socio-económica, subvencionada estratégicamente para conseguir víctimas colaboradoras de las políticas continuistas de los gobiernos socialistas, que muy hábilmente explotan este modelo con una eficacia mas que probada.
Por si esto fuera poco, en la gestión de cada parcela política se han establecido redes económicas que han creado en 35 años auténticos lobbys dominadores de la producción vinculada a la gestión pública andaluza. Esto provoca que la libre competencia que el modelo capitalista defiende sea una mera ilusión en nuestra comunidad.
En resumidas cuentas, sólo una revolución puede acabar con modelos consolidados de clientelismos económicos y sociales. Asistimos a la entrada de partidos sin antecesores en el Parlamento que traen una osadía propia de quien nada tiene que justificar o tapar. Esa revolución ha comenzado en Andalucía, con paso lento pero firme.

PABLO CAMBRONERO.

Estándar

Refugiados en la Unión.

Acostumbrados a escuchar las bonanzas económicas y sociales que parecen imperar en toda la tierra extendida al norte de los Pirineos, parece que ese vergel sagrado que es Europa del norte también tiene sus vergüenzas.

En Calais, (Francia), se ha improvisado un campamento en el que miles de personas esperan su turno para intentar cruzar el Canal de la Mancha y llegar a Inglaterra. Parece que el gobierno galo se está viendo superado por una situación que está siendo paliada por la labor de varias ONG´s.

Los problemas derivados de los movimientos migratorios nacidos de la guerra generalizada de oriente próximo y Libia, así como las búsquedas de mejores condiciones de vida de ciudadanos del centro y el norte de África, han ocasionado un éxodo masivo que ha saturado la capacidad de albergar y dar sustento a estas personas en España, Italia, Francia e incluso Alemania.

Las instituciones europeas siguen ancladas en las tibiezas de no establecer una política fija que clarifique al 100% la normativa aplicable para el uso de las fronteras del espacio Schengen, dejando de forma tan ilógica como irresponsable a cada estado miembro que “haga la guerra por su cuenta” en este asunto.

Si Europa pretende constituirse como un Estado plurinacional serio se hace imprescindible una regulación minuciosa de ciertas materias como la ordenación de sus fronteras exteriores y su logística, de lo contrario seguiremos siendo una asociación temporal de Estados sin vocación de consolidación.

PABLO CAMBRONERO. 

Estándar

Definición ideológica, no política.

Codificada a hierro y piedra en nuestra psique, más por trasmisión genética que por convicción, se halla la dicotomía que nos obliga a ser víctimas o verdugos posicionando nuestras ideologías políticas en uno de los dos bandos exclusivos y excluyentes de la política bipartidista.

Cuando un nuevo proyecto ve la luz, parece hacerse imprescindible una autoinclusión en uno de esos dos bandos, aunque de sus políticas se evidencie una posición “no catalogante” ante la materia a tratar, muestra clara de una ideología que no mira su postura, sino su contenido.

Muchos hablan que para tener capacidad de gobierno en España es imprescindible posicionarse en un rincón o en el otro, quizás aún sea así, pero cuando Ciudadanos se extendió lo hizo con la premisa de obviar esa vieja política sectorial para erigir su proyecto por encima del bien y el mal, (que residen en izquierda, derecha y viceversa).

Si el precio a pagar por sólo fijar su objetivo en el contenido de las políticas obviando ocupar uno u otro lado del hemiciclo es la pérdida electoral de quienes quieren seguir anclados en el pasado, quizás sea un precio justo para un proyecto que a largo plazo cambiará la forma de hacer política en España.

PABLO CAMBRONERO. 

Estándar

Nobles postrados.

Producto de la antinatural creación considerada rentable por los humanos, unos nobles y fuertes animales crecen en sus cunas de oro guiados y compulsivamente cuidados para que sean los más fuertes, los más nobles.

Los más afortunados no son descartados y gozan de una adolescencia feliz en espacios naturales artificialmente construidos para su mejor llegada a la edad adulta, donde en unos minutos de gritos y vítores desconcertantes tendrán la capacidad de morir de manos de un enemigo no natural y pasar a una historia humana que ni les pertenece ni les glorifica.

La costumbre ampara esta más que cuestionada fiesta nacional. Una costumbre respetable pero que ha de ser variada para que cada tarde en el albero no se convierta en una discusión nacional.

Matar forma parte de nuestra naturaleza. Quizás por ello la tauromaquia mueva cantidades ingentes de dinero y establezca todo un mundo de ganaderías, escuelas de tauromaquia, empresas de “aperos del toreo” y otros muchos ingresos hasta públicos, ello no debe ser obviado, pero quizás la sangre deba desaparecer de esta ecuación. Tal vez en unos años veamos natural que estos animales abandonen el ruedo para continuar con sus vidas, aunque sea en sus cárceles naturales.

Muchos amenazan con la desaparición de esta raza de nobles animales si la “fiesta” terminara, si ello sucediera sería otro más de los precios a pagar por la supremacía de la raza humana, pero jamás la humillación y dolor puede justificar la existencia de una raza, esa es mi opinión.

PABLO CAMBRONERO. 

Estándar

Favores Bancarios.

Soy uno de los muchos galardonados con la irregularidad llamada clausula que establece el límite mínimo a la variabilidad de los intereses o “clausula suelo” en el ámbito contractual hipotecario, clausula producto de la impunidad propiciada por los favores gubernamentales al sector bancario.

Como muchos españoles, solicité un informe no vinculante del Banco de España como paso previo a la presentación de demanda judicial contra la entidad bancaria que, muy hábilmente, introdujo esta norma para burlar así los beneficios que podrían resultar para los hipotecados de la bajada  del índice EURIBOR.

Ya en ámbito judicial, la entidad comunica conmigo para hacerme una “magnífica oferta” telefónica. En un tono inquisitivo me invitan a firmar un contrato por el que mi “suelo” pasaría a tener un irrisorio descuento del 0,80% durante dos años, (es lo que prevén que dure la bajada del EURIBOR), tras lo cual esa clausula desaparecería de mi contrato.

Ciertamente es un insulto a mi inteligencia que pretendan vincularme a una ilegalidad intentando venderme un descuento en una norma que es radicalmente ilegal. Un vano intento de legalizar con mi firma una situación manifiestamente ilegal, aprovechada y rastrera de mantenimiento de la forma de actuar de las entidades bancarias.

Nos vemos en los tribunales…

PABLO CAMBRONERO. 

Estándar

Sin escarmiento.

Encontrar motivos para seguir confiando en socialistas y populares se ha convertido en una ardua tarea que hace descender a las psiques ciudadanas a lo más profundo de la confrontación ideológica que todos tenemos tatuada en los genes.

En España eres de derechas o de izquierdas, conservador monárquico o revolucionario republicano, no hay más opciones. Esta condena ideológica a pertenecer a una de las esquinas parlamentarias se ha convertido en fechas recientes en opcional, pues ya existen otras alternativas más centradas en hacer política racional obviando esa penosa dicotomía.

Que en este país siga votándose compulsivamente a PP y PSOE como remedio del uno al otro sigue provocando un análisis alarmante, aunque eso sí, ahora lo es mucho menos al existir un partido céntrico que se abre camino para exigir y protagonizar políticas obviando esas ideologías  para europeizar nuestra política. Ciudadanos ocupa el lugar que antes pretendió inidóneamente UPyD como tercera vía alternativa a izquierda manirrota y derecha compulsiva.

La bajada electoral de PP y PSOE les iguala en la lucha por el poder, lo cual sigue provocando frustración en quienes vemos que los Juzgados se colapsan con asuntos de acólitos de gobernantes y opositores que injustamente siguen teniendo capacidad de gobernar este país.

Escaso escarmiento a la peor forma de gobernar de unos y otros.

PABLO CAMBRONERO. 

 

Estándar

Efímeros tesoros.

Bienvenidos y bien hallados en la búsqueda de ese santo grial donde se bebe ese esquivo líquido de la felicidad, muchos nos enfilamos a abordar la vida gestionando todos nuestros esfuerzos en la creación de una familia que colme las expectativas personales, expectativas a las que sumamos un triunfo laboral que en la actualidad resulta tan esquivo como improbable.

Varios miles de años de costumbres similares hacen que la dualidad del bien y el mal se mame desde la primera respiración hasta la el último aliento.

La vida humana, corta de por sí, sólo se considera útil en una cantidad muy reducida de tiempo. Hablo de un paréntesis de 40 años como mucho en el que el hombre tiene la capacidad de resultar provechoso, atractivo y atrayente.

La juventud, divino tesoro, tan efímero, tan injustamente sustraído a los desafortunados que no nacen con los atributos considerados transitoriamente como seductores y productivos…

PABLO CAMBRONERO. 

Estándar